Sinopsis:

Página multimedia virtual sobre la vida, obra y acontecimientos del universal poeta Miguel Hernández -que murió por servir una idea- con motivo del I Centenario de su nacimiento (1910-2010). Administrada por Ramón Fernández Palmeral. ALICANTE (España). Esta página no es responsable de los comentarios de sus colaboradores. Contacto: ramon.palmeral@gmail.com

jueves, 8 de julio de 2010

Cantes flamencos de Miguel Hernández a cargo de Juan Pinilla

Cultura-Granada
Noche con arte en los cantes flamencos de Miguel Hernández a cargo de Juan Pinilla
08.07.10 - Ideal.es
JOSÉ MANUEL ROJAS | GRANADA.


El destino, a veces, juega buenas pasadas. Cuando Juan Pinilla interpretaba el himno del equipo de fútbol 'Los repartidores' a ritmo de chotis, Pujol llevaba a España a la final del Mundial. Hasta para eso la noche tuvo arte.
Y es que el Fex ha rendido homenaje a los 100 años del nacimiento del Miguel Hernández con una conferencia-concierto donde la tripleta formada por la voz de Juan Pinilla, la erudición de Eladio Mateos y el toque de Antonia Jiménez acercaron ciertos textos de la obra del alicantino al público. Un público que dejó a un lado el España-Alemania y se centró en escuchar teoría y práctica músicopoética. ¿Un alicantino flamenco? Sí, o al menos aficionado asesorado por Carlos Fenoll, Carlos Poveda e influenciado por cantaores como 'El Cojo de Málaga', Marchena o Guerrita.
Hernández, muy lejano del erudismo jondo de poetas como Lorca o los Machado, vivió el flamenco en la taberna de 'Españita', donde parece que escribió siete cantes flamencos, perdidos en su bibliografía. Juan Pinilla los ha rescatado por peteneras, livianas, serranas o cartageneras, en un trabajo bastante elaborado, ya que algunas de las letras entran con calzador. Esto no es por desconocimiento del cantaor sino más bien por lo complejo de una métrica que más que encajar en los cánones flamenco simplemente parecen inspirada por ellos.
Pinilla, acertado aunque en algunos momentos dubitativo, reinterpretó grabaciones que sobre el autor han hecho revolucionarios como Morente o Camarón. De la misma manera, la guitarra de Antonia Jiménez se inspiró en Manolo Sanlúcar, otro flamenco fan de la obra de Hernández, antes que sonará 'Viento del pueblo'. La brisa se levantó y en el Museo Cuevas del Sacromonte todo se tornó en una comunión atea, sirviendo como colofón a una velada agradable.